Lo ha entendido usted perfectamente

viernes, enero 20, 2006

Democracia atómica

En los países democráticos pensamos que la democracia debería extenderse por los diferentes países del mundo. El objetivo es un mundo mejor, con libertad, sin dictaduras, con derechos humanos. Y además, entre países democráticos en principio es más difícil que se comiencen guerras y se fomenten terrorismos, así que además es conseguimos un mundo más seguro.
Parece ser que nuestros políticos creen lo mismo. La cuestión es: ¿promovemos las democracias a bombazo limpio, y a base de matar al que nos moleste, o intentamos otra cosa? Vamos a ver: la democracia se basa en los ciudadanos, que deben creer en ella, defender sus derechos y elegir a sus gobernantes. Así que, o convencemos a los ciudadanos de que la democracia es buena, o todo falla por la base. Siempre puedes obligar a la gente a pasar por las urnas a punta de pistola, pero me da la impresión de que este enfoque mucho éxito no va a tener.
Conclusión: hay que hacer "marketing" de la democracia, hay que demostrar que es un sistema más justo, más coherente, más eficiente.

La realidad: Chirac, el presidente de Francia, plantea la posibilidad de usar medios "no convencionales" (es decir, bombas atómicas) contra países que puedan servirse de medios terroristas.
Simultáneamente (está totalmente relacionado) se quiere sancionar a Irán por enriquecer uranio. Está bien que Francia tenga la bomba atómica, pero Irán no, ni de broma, y ni siquiera una central nuclear, por si acaso. El demócrata tiene derecho, el otro no. Francia incluso puede amenazar con utilizar las bombas atómicas, y está fenomenal, pero si lo hiciese Irán, es una monstruosidad.

¿No puede todo esto sonar raro? Yo no digo que el fondo de todo esto tenga todo el sentido. Los demócratas son los "buenos", y tienen que tener mejores armas que los menos "buenos".
Pero la realidad es que el mensaje que le llega a la gente de la calle de Irán es pésimo. Si yo viviese en Irán, y escuchase esto, el mensaje que recibiría es que los "demócratas" amenazan impunemente con tirar la bomba atómica, pero no dejan a mi país tenerla para defenderse. Me parecería que los "demócratas" son unos hipócritas, que lo que dicen de los derechos humanos y la justicia es un sarcasmo. No creo que esto sirva para popularizar la democracia mucho.
No dudo de la buena voluntad de Chirac (y muchos otros), pero, en lugar de dialogar y dar ejemplo, utilizan la prepotencia y la mano dura para imponer la democracia, y eso es totalmente contraproducente. De hecho, creo que es una herramienta excelente para promover los extremismos.